Introducción

Este método práctico de limpieza del conducto nasolagrimal obstruido {al paso de fluoresceína} requiere de una sonda uretral de gato de 0,8 mm, nylon de 2/0 y buen pulso.

IMG_5285

Por supuesto que no es la única forma de hacerlo, ya que con cáteteres intravenosos también se puede hacer, aunque son menos rígidos, pero como ventaja, es que existen varios calibres posibles.

La sonda debe tener perforado el extremo para dejar paso al «fiador» que constituye el nylon interior.

La dilatación del punctum lagrimae es el primer paso, y una vez introducido los primeros milímetros de la sonda se puede intentar el paso del nylon por dentro de la misma, a la vez que se sigue avanzando con la sonda.

Una vez completado el primer trayecto, se intenta repermeabilizar el conducto con el paso de suero fisiológico a muy baja presión (poco a poco).

IMG_5296

 
IMG_5286