Introducción

Las otitis por ácaros (Otodectes cynotis) son muy habituales en el gato, y suelen presentarse a consulta con signos inequívocos que permiten su diagnóstico y posterior tratamiento.

Signos clínicos

El propietario suele referir intenso picor (ver vídeo), rascado compulsivo, heridas en la parte posterior del pabellón auricular, llegando incluso a vocalizaciones por parte del felino en el momento del rascado.

Es importante instaurar rápidamente el tratamiento, debido a las lesiones posteriores que puede sufrir tanto el conducto auditivo externo , como el pabellón auricular (otohematoma) debido a la intensidad y agresividad del rascado.

Otoacariasis

El tratamiento debe incluir un acaricida de uso aprobado en gatos, ya sea en el mismo producto para la otitis, o aparte del mismo, como es el caso del fipronil en gotas o introducido a través de bastoncillos.

Ver lesiones por rascado y secuelas otohematoma